CARTA DE UN VIGILANTE DE SEGURIDAD

0
462

Soy Vigilante de Seguridad Privada, no soy «guarda jurado», «segurata»,ni «chaqueta roja»… soy VIGILANTE DE SEGURIDAD.

Soy Vigilante de Seguridad, y en el tiempo que llevo en esta profesión he tenido que hacer frente a muchas situaciones difíciles: agresiones, peleas, violencia de género, persecuciones, detenciones, asistencia de heridos graves, evacuaciones, incendios, etc…

Soy Vigilante de Seguridad, no soy un «policía frustrado», no soy un «matón descerebrado» , no soy un «analfabeto», ni un «tarado con porra», muchos de nosotros, incluido el que les escribe, tenemos carreras universitarias y tenemos un trabajo digno en esta España en la que la formación no te garantiza el sector del que podrás vivir,  no como algunos vocingleros analfabétos que sin ser periodistas ni tener nada con mas valor que una etiqueta de Anís del Mono, salen por televisión previa mamandurria mediática poniendo a parir nuestra profesión (…por suerte nadie vio al Sr. Buenafuente haciendo sus labores de «periolista» llamandonos incultos y demás, en su último programa…espero).

vigi1Soy Vigilante de Seguridad, mi función principal es GARANTIZAR LA SEGURIDAD DE PERSONAS Y BIENES que estén bajo mi protección, y lo haré SIEMPRE, sea cual sea el origen de la amenaza o el riesgo que se presente, tratando de salvaguardar tu integridad y tu vida con todos los medios a mi alcance, iré a buscarte si estás atrapad@, te ayudaré si estás herid@, te protegeré si estás amenazad@, trataré de recuperar lo que te hayan quitado…y lo haré aunque sólo estés allí de paso, aunque no seas tu quien me pague; LO HARÉ PORQUE ES MI TRABAJO.

Soy Vigilante de Seguridad, estoy donde no está la policía, da igual el color de mi uniforme o el emblema de mi brazo, lo llevo en mi placa, soy VIGILANTE DE SEGURIDAD, y me debo a la Ley y al ordenamiento jurídico mucho más que a la empresa… Es mi obligación legal y moral.images

Soy Vigilante de Seguridad y aún habiendo recibido insultos y amenazas de toda índole en mi labor, jamás me había sentido más humillado y resignado que tras las últimas 24 horas. La aprobación de la Nueva LSP ha dejado patente no sólo el desconocimiento profundo que la sociedad y los medios de «información» tienen sobre nosotros, nuestras funciones y nuestro trabajo, sino también, ha abierto la veda para que ciertos representantes de policías y guardias civiles (Seguro que poc@s de los que nos tratan con respeto de verdad) viertan toda clase de improperios y exabruptos sobre nosotros, aumentando además la confusión de los medios de comunicación y la consiguiente «alarma social» que, esperemos que no, se puede volver contra nosotros si no se rectifica a tiempo. Estas cicatrices son más profundas que las que llevo en mi cuerpo por mi trabajo.

Soy Vigilante de Seguridad, y todo esto es INJUSTO.

Comparte este contenido con tus redes sociales:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario!
Por favor ponga su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.